jueves, 15 de julio de 2010

MACHU PICCHU, AL FIN...

Llegué a Cuzco y tras buscar hotel me puse a recorrer todas las agencias que ofrecían el viaje a Machu Picchu, como no andaba muy bien de pasta me decidí por la más barata, sobre el papel todas ofrecían lo mismo y la única diferencia radicaba en la calidad del hotel en Aguas Calientes y el guía. Empece a sospechar cuando en la agencia sólo me dieron el billete de tren de ida, pero en fin, me aseguraron que las entradas a la ciudad inca y el billete de vuelta me los harían llegar al hotel. Una vez en Aguas Calientes me tranquilicé al ver que el hotel no estaba nada mal, pero tras preguntar sobre mis entrada la respuesta fue tajante, ¿Como dice?¿Entradas? yo no se nada, póngase en contacto con la agencia. Tras varias llamadas amenazantes a la agencia y cuando ya daba por hecho que tendría que buscarme la vida al día siguiente, era ya cerca de las 2 de la mañana, llaman a mi habitación y aparece un señor pidiendo perdón y con mis entradas y billete de vuelta, ufffff, menos mal. Tres horas después salgo del hotel para intentar tomar el primer autobús de subida a Machu Picchu, solo los 400 primeros visitantes tienen la posibilidad de subir al Huayna Picchu. A las 6 de la mañana abren las puertas y..... bien número 329, parece que los planes van saliendo bien. Nada más entrar la niebla lo cubre todo, me situo cerca de la casa del guardián donde nos dicen que están las mejores vistas, pero no se ve nada, apenas la puerta de entrada. Ese fue el momento más maravilloso de todo el día, poco a poco la niebla va abriendo y va apareciendo ante nosotros la enigmática ciudad de Machu Picchu. Sólo por este instante la visita ya merece la pena. Durante un rato me olvido de la cámara y me dedico a mirar a todos lados con la boca abierta.




LUCÍA Y MARCOS

5 comentarios:

El gato sin bombín dijo...

¡Woaw con la foto, que es mágnifica!

Logio dijo...

¡Fantástica!

Camarandante dijo...

Hola Lucía o marcos! Quién escribió esto? Me han conmovido. Has visto cómo es la gente de los Andes peruanos? son personas maravillosas, super respetuosas, al meno así lo vi yo. Cusco, me cambió la cabeza, me despertó... tengo un blog dedicado solamente a ese viaje... la experiencia de la niebla que se levanta en Machu Pichu como un velo que se corre y a gritos cuenta una dolorosa historia... En fin, gracias por este post. Abrazo

Mª Angeles y Jose dijo...

Impresionante, un lugar espectacular.

Preciosa foto.

Besos

Campurriana dijo...

Algún día visitaré Perú. Impresionante América del Sur...